6 signos de que tu casa se quedó en los años 70 y cómo solucionarlo para que esté al día

6 signos de que tu casa se quedó en los años 70 y cómo solucionarlo para que esté al día

Entrar en una vivienda que se quedó en los años 70 es como entrar en otro mundo. La forma de construir de hace medio siglo, las necesidades de entonces y, por supuesto, las tendencias han cambiado radicalmente. Si tu casa parece sacada de esa famosa serie televisiva española ambientada en las últimas décadas del siglo pasado y quieres renovarla, presta atención.

Es momento de analizar qué es aquello que está pasado de moda y poner remedio. Si tienes pensado alquilarla o venderla, una pequeña inversión en renovar su aspecto puede ser mucho más rentable de lo que piensas.

1. Gotelé

Es la primera señal de que no se ha hecho una reforma en mucho tiempo. El gotelé es típico de la decoración de hace ya bastantes años, y es cierto que resulta muy práctico para “disimular” esas irregularidades que a veces tienen las paredes, pero hoy no se lleva.

Paredes lisas son más elegantes y, además, permiten aplicar sobre ellas pinturas decorativas o poner papel pintado. Como si tienes pensado alquilar o vender pintar es algo que tendrás que hacer sí o sí, aprovecha y elimina el gotelé.

2. Azulejos muy sosos o con demasiados estampados

Baños y cocinas a veces blancos como un hospital, a veces en colores lisos imposibles o con una sobrecarga de motivos florales: dos extremos que marcaron tendencia en los años 70 y que, evidentemente, nada tienen que ver con las actuales.

¿Solución? Si los revestimientos están en buen estado y no te apetece embarcarte en grandes obras, tienes dos opciones: pintar los azulejos o revestirlos con baldosas vinílicas. Las dos son soluciones económicas, rápidas y que cambiarán el aspecto de la cocina o el baño de forma radical.

3. Sanitarios de colores

Seguimos en el baño. Si los sanitarios son de color rosa, verde o azul en tonos pastel, no hay duda, hemos retrocedido en el tiempo. En ese caso, lo mejor es sustituirlos por otros de líneas más actuales. Aprovecha también para cambiar los grifos por otros más modernos y para poner un mueble más actual. Recuerda que el baño es una de las estancias que más miradas atrae.

4. Suelos de terrazo

En los años 70 era muy habitual el terrazo, un tipo de suelo muy resistente y también muy frío. Tal vez estés pensando que ese tipo de baldosa vuelve a ser tendencia, pero el que se lleva ahora no tiene nada que ver con ese terrazo en tonos negros y ocres de hace décadas. El que viste hoy las casas (y no solo en suelos, también en paredes) es mucho más colorido y vitalista.

En este caso, lo más sencillo es poner encima de ese viejo suelo un suelo laminado o de baldosas vinílicas. La variedad de modelos es inmensa y no costará demasiado.

5. Pocas tomas de luz

Hace 50 años no había tantos electrodomésticos en las casas, ni tantos aparatos eléctricos o electrónicos. Con un par de enchufes en la habitación y tal vez uno más en el salón era más que suficiente. Por supuesto, las tomas de teléfono se reducían a una para toda la vivienda.

Hoy en día, las necesidades han cambiado, de modo que renovar la instalación eléctrica para poner más puntos de luz será imprescindible. Además, se ganará en seguridad y en eficiencia, de modo que será una buena inversión.

6. Una distribución que desaprovecha el espacio

70 metros cuadrados con salón, tres dormitorios, cocina, baño, terraza y tendedero. Y a veces con un pasillo eterno. La distribución de las viviendas de hace décadas nada tiene que ver con las actuales. Tanta división hacía que se perdieran muchos metros, funcionalidad y también luminosidad.

Hoy en día se prefieren espacios abiertos y una distribución mucho más práctica y racional. Para qué perder metros en un tendedero si se puede añadir a la cocina que, además, es fácil abrir al salón. O por qué tener tres habitaciones diminutas si solo hacen falta dos.

Si quieres dar un cambio radical a esa vivienda pasada de moda, lo mejor es tirar tabiques, ampliar espacios y buscar una distribución mucho más práctica. Sobre todo, si la casa es pequeña, la diferencia será notable.

Como ves, tienes mucho que hacer si quieres que esa vivienda pasada de moda se convierta en otra muy actual. Sin embargo, el gasto merecerá la pena. Piensa que una reforma puede hacer que se revalorice entre un 10 % y un 20 %.

By: Habitissimo

2 comentarios sobre “6 signos de que tu casa se quedó en los años 70 y cómo solucionarlo para que esté al día

Dejar un Comentario

Su correo electrónico no será publicado.

1 × dos =